DEFINICIÓN Y TIPOS DE EXTINTORES


Empezaremos este post aclarando la pregunta del millón ¿extintor o extinguidor?

La verdad es que ambas son correctas, pero se refieren a cosas diferentes: mientras el extintor es el recipiente que contiene la sustancia o agente, el extinguidor es la sustancia que actúa para combatir el fuego. Analicemos más a fondo estás definiciones.



El extintor es un aparato portátil para apagar fuegos o incendios de pequeña magnitud que consiste en una especie de botella grande en cuyo interior hay una sustancia líquida, espumosa o en forma de polvo llamada extinguidor (agua pulverizada, hidrocarburos, dióxido de carbono, etc.); para apagar el fuego se arroja un chorro de esta sustancia sobre el mismo.

Los extintores son una herramienta ideal para poder combatir un incendio en su inicio, con ellos podemos evitar que un fuego se propague y se transforme en un incendio peligroso. Existen diferentes tipos de extintores, clasificados de la siguiente manera:
  • Por tipo de fuego
  • Según el tipo de agente que utiliza
  • Por tamaño

Tipos de extintores por tipo de fuego

En las etiquetas de los extintores podemos ver siempre que tipo de extintor es, esas letras pueden ser A, B, C, D y F y hacen referencia al tipo de fuego que puede sofocar el extintor.
En resumen, los tipos de extintores según los tipos de fuegos son:



  • Clase A: para tipos de fuegos con combustibles sólidos como madera, cartón, plástico, etc.
  • Clase B: tipo de fuego donde el combustible es líquido por ejemplo aceite, gasolina o pintura.
  • Clase C: fuegos donde el combustible son gases como el butano, propano o gas ciudad.
  • Clase D: son los más raros, el combustible es un metal, los metales que arden son magnesio, sodio o aluminio en polvo.
  • Clase F:  tipos de fuegos derivados de aceites y grasas (vegetales o animales) en cocinas, y almacenamiento de aceites.

Lo normal es que cualquier extintor con el que nos encontremos sea del tipo A, B, C y F es decir sirve para apagar fuegos de sólidos, líquidos, aceites en cocinas y gas.

Tipos de extintores según el agente extintor que utiliza



  • Extintores de Agua: son ideales para apagar fuegos de tipo A y apropiados para fuegos de tipo B. No deben usarse nunca en presencia de corriente eléctrica pues el agua podría provocar una electrocución. Este tipo de extintores es bueno fuera de las casas donde no existe riesgo eléctrico, por ejemplo, jardines, asadores, etc.
  • Extintores de Espuma A-FFF: ideales para fuegos de tipo A y B, todos hemos visto alguna vez a los bomberos en algún simulacro rociar con espuma. Al igual que el anterior es peligroso en presencia de electricidad.
  • Extintores de Polvo ABC: es el tipo más común y usado en cualquier edificio. Es indicado para fuegos de tipo A, B y C y al ser de polvo evita el riesgo eléctrico. Es el más recomendable para casas, oficinas o cualquier edificio.
  • Extintores de CO2: el CO2 es un gas y por tanto no conduce la electricidad. Este tipo de extintores son aptos para fuegos de tipo A, B y C. Suelen ser usados donde existen elementos donde el extintor puede causar más daño que el fuego. Por ejemplo, si usamos un extintor estándar en un lugar donde el valor de los materiales es muy alto (un laboratorio por ejemplo con máquinas muy caras) podríamos estropear con la espuma o el polvo máquinas muy valiosas, eso lo evitamos con este tipo de extintores ya que al ser un gas no daña los equipos.

Tipos de extintores por tamaño

Lo normal es que encontremos en el mercado extintores desde ¾ kg, 1 Kg hasta 25 y 50 Kg. Los más grandes siempre van acompañados de un carro o ruedas para poder moverlos rápidamente.



Mantenimiento y uso de extintores

Los extintores son una buena herramienta de prevención contra incendios, pero para asegurar su eficacia, es necesario llevar a cabo un correcto mantenimiento y que para su uso se reciba formación específica.

Comentarios

Entradas más populares de este blog

COLORES DE CHALECOS DE SEGURIDAD Y SU SIGNIFICADO - INFOGRAFÍA

AMIGO SAFETY, UNA EMPRESA CON HISTORIA

TODO SOBRE LENTES DE SEGURIDAD - USOS, TIPOS, PARTES E IMPORTANCIA